miércoles, 15 de agosto de 2007

Saudades


Me siento, serio
exiliado.
Desconozco las cosas
que me hacían reír.
Se fue
no creí que pasaría,
no a mi.
Miro, con los ojos
bien dormidos
como se aleja la maravilla.
Desde que no veo a los indios
allá adelante
no puedo volver
a la calesita.

2 comentarios:

josé dijo...

Un día te dije que había bastante de recorrer aquí y eso hice hoy, si no comienzas aún tus siguientes pasos, la verdad que para mí alcanza, ja

Diego M dijo...

Y pensar que estuve presente el día en que este hermoso texto salió a la luz... :-)
¿Por donde anda el Cuakerboy?
Abrazo!!